Page Nav

HIDE

Grid

GRID_STYLE

Classic Header

{fbt_classic_header}

Información a diario

latest

Rebelión civil contra las restricciones y séptima protesta en Formosa

 FORMOSA.- (Enviado especial) La capital de Formosa fue este miércoles escenario de una nueva marcha, la séptima consecutiva, en abierto des...

 FORMOSA.- (Enviado especial) La capital de Formosa fue este miércoles escenario de una nueva marcha, la séptima consecutiva, en abierto desafío a la polémica medida del gobierno de Gildo Insfrán, quien el jueves pasado decidió volver a la fase 1 de la cuarentena.



Unas 500 personas llegaron a convocarse en la intersección del Boulevard 25 de Mayo y la calle Belgrano, apenas 100 metros del moderno edificio de la casa de gobierno donde Insfrán tiene en el 5° piso su despacho.



La manifestación surgió de una convocatoria en redes sociales, y estuvo integrada por mucha gente que no forma parte de ningún partido político y solamente quiere recuperar cierta normalidad en su trabajo y su vida.


Comerciantes, amas de casa, estudiantes, muchos jóvenes, profesores de gimnasia o danzas y también algunas familias que llegaron con sus hijos pequeños.


“Tengo una peluquería canina, y abro aunque no pueda, porque sino, ¿Cómo voy a vivir?”, explicó a LA NACIÓN, Marilyin Briones, una señora que además fue abuela hace poco y quiere viajar a Chaco para conocer a su nieta. “No puede ser que si me voy, no puedo volver, salvo que haga una cuarentena”, señaló.



Además de las pancartas y carteles con la consigna “Formosa Libre”, “Clorinda Libre, ya” (la segunda ciudad de esta provincia lleva más de 200 días de aislamiento total) o “Sin Trabajo, Igual Morimos”, el otro gran desafío a las durísimas medidas del caudillo peronista se ve en las calles de esta capital, sobre todo en el centro.


Pasadas las 18, cuando los comercios debían estar cerrados, como los locales gastronómicos o los negocios de indumentaria, había mucha gente en la calle y muchos locales abiertos. “Estamos todos trabajando bajo protesta, desafiando a la fase 1, es un acto de rebeldía”, explicó un comerciante.


Por ejemplo, la franquicia de Café Martínez se encontraba abierta y llena de gente, así como también otra media docena de bares sobre el coqueto boulevard 25 de Mayo y también sobre la calle España, paralela.


Y no solo estaban abiertos, sino también repletos de gente que ya no aguanta estar en su casa. “Queremos volver a salir a caminar a la costanera, y que vuelvan a abrir los gimnasios, así como también que reabran las escuelas”, dijo Marlene, una señora que se encontraba con su hija en la manifestación.


En Formosa capital el ciclo lectivo comenzó sin la posibilidad de clases mixtas (presenciales y online) por ahora, mientras se está completando el proceso de vacunación del personal docente.


Hablaron los detenidos del viernes

En la marcha de este miércoles, quienes llevaron la voz cantante fueron un grupo de jóvenes que fueron detenidos y reprimidos por la Policía de Formosa en la marcha del viernes pasado. Armaron una mesa y fueron pasándose el micrófono y contando cómo algunos de los efectivos les pegaron con palos o los alcanzaron con balas de goma.


“Se llenan la boca hablando del 76, pero acá, no digo que sea parecido, pero hubo represión”, dijo Agustín Rojas, un joven de 20 años que es una de las caras visibles de un grupo que se autodenominan los “Libertarios”.


Julieta González, periodista y abogada, fue otra de las que encabezó ese relato, junto al comerciante Maximiliano Galarza, quien salió en todos los medios hace unos días contando cómo lo reprimieron efectivos de la policía antidisturbios.


Las autoridades muestran sus números

Según el parte diario de este miércoles, Formosa reportó 30 casos positivos y un nuevo fallecido hoy, una mujer de 90 años de esta ciudad.


Desde que comenzó la pandemia, los funcionarios de Insfrán muestran como su gran fortaleza los números de la pandemia en su provincia, que dan cuenta de 1.568 contagios, 1.237 recuperados, apenas 279 casos activos en todo el territorio y 21 fallecidos.


“Tenemos el número más bajo de fallecidos cada 100 mil habitantes, mientras que CABA tiene el número más alto”, dijo hoy Abel Gomez, el ministro de Desarrollo Humano. Formosa acusa 3,28 fallecidos cada 100.000 habitantes (el promedio nacional es 21/100.000).


La tercera crisis política de Insfrán

De esta forma, el gobernador más longevo de la Argentina, que llegó al poder hace 25 años, enfrenta la tercera crisis política a partir de las durísimas medidas que tomó para enfrentar al Covid-19, y que fueron generando el rechazo de una parte de sus comprovincianos.


Primero fue la crisis de los varados, con cientos de personas de condición humilde que acampaban a la intemperie del otro lado del río Bermejo esperando por semanas el turno para ingresar e ir a realizar la cuarentena sí o sí a un centro de aislamiento. Hasta que la Corte Suprema de Justicia de la Nación le puso límites a Insfrán.


Después fue la polémica por los centros de aislamiento y las deplorables condiciones de algunos de esos establecimientos, o la arbitrariedad para ir a buscar a familias completas y llevarlas a hacer cuarentena por un contacto estrecho, aún con PCR negativo. O también la extensión arbitraria de esos períodos de aislamiento más allá de los 14 días.


La visita del secretario de Derechos Humanos, Horacio Pietragalla, y de políticos opositores, sirvió para que Insfrán flexibilizara ese régimen durísimo.


“Estamos hace seis días, tenemos PCR negativo, pero en cuatro días más nos podemos ir”, explicaron a este cronista dos jóvenes que tuvieron la “desgracia” que una compañera de la oficina diera positivo de Covid.


Hablaban desde el balcón de una ventana en el Hotel del Turismo, con una espléndida vista a la Costanera de Formosa, que hoy permanece cerrada a cualquiera por orden de Insfrán. Al menos otros cuatro jóvenes contemplaban la vista desde otros tantos balcones, esperando a que los dejen salir para seguir haciendo sus vidas con cierta normalidad.


Martin Boerr/LA NACION

publicidad nacional e internacional desde 5 dólares ↓