Joe en la casa tomada: el Talibán gana y causa miedo

 Joe ha llegado a la CASA White y fue tomada poco a poco, sin que sus ciudadanos lo notaran, por todos sus enemigos, los enemigos de la libertad.


Joe, facultado o no para ser, es el nombre de quien dirige a expensas de las mentirillas. 

Joe, y sus amigos, los poderes mundiales del mal, hagan favor de decir la verdad:

  1. Que la avanzada del PCCH en materia tecnológica empezó
  2. El conflicto en Siria se incrementó
  3. Y que Afganistán está tomada
  4. Los autoritarios de América no pagan por sus crímenes dictatoriales
  5. Que le plantean disolver la OEA como si fuera solo de su país

Afganistán comenzó como otra caza de la casa tomada

En la cacería del domingo casi de forma pacífica, el Talibán, dicen los cables, anuncia que gana la guerra ¿Cuál guerra si los dejaron pasar después de una semana tomadas 7 provincias afganas?

Este lunes desde KABUL 

Miles de personas acudieron este lunes al aeropuerto de Kabul en un intento desesperado por salir de Afganistán, que se encuentra bajo control talibán tras una ofensiva relámpago de los insurgentes que desató el colapso del Gobierno y la huida al extranjero del presidente, Ashraf Ghani.

El fulgurante triunfo de los insurgentes, que celebraron la noche del domingo ocupando el palacio presidencial en Kabul, y las aglomeraciones en la terminal aérea desencadenaron el pánico en la única salida del país, desde donde miles intentaban huir del nuevo régimen que el movimiento islamista radical, de regreso al poder luego de 20 años de guerra, promete establecer.

Videos colgados en las redes sociales mostraban a centenares de personas que esperaban en la pista, y grupos de jóvenes que se agarraban de las escaleras, intentando subir a un avión.

Las tropas estadounidenses hicieron disparos al aire para controlar a la multitud que desconfía de las promesas de los talibanes de que nadie debía temerles.

"Tenemos miedo de vivir en esta ciudad y estamos tratando de huir de Kabul. Como serví en el ejército, perdí mi trabajo, y es peligroso para mí vivir aquí porque los talibanes me atacarán, eso seguro", dijo desde el aeropuerto un testigo, Ahmad Sekib, de 25 años, que se escudó en un nombre falso, citado por la agencia de noticias AFP.

Los vuelos comerciales fueron cancelados y compañías internacionales suspendieron el sobrevuelo del país, a pedido de Afganistán y debido al tráfico militar estadounidense.

Las calles de Kabul eran patrulladas en gran parte por talibanes armados, en particular en la "zona verde", antes ultrafortificada, que alberga embajadas y organizaciones internacionales.

Los talibanes informaron a sus combatientes que "nadie puede entrar en la casa de otro sin permiso", según uno de sus portavoces, Suhail Shaheen.

En las cuentas de Twitter que les son favorables, aseguraban haber sido recibidos calurosamente en Kabul, que los jóvenes iban a la escuela este lunes, como de costumbre mientras miles de combatientes estaban llegando a la capital para garantizar su seguridad.

Recortes del domingo donde ganó el Talibán


“Los talibanes ganaron”, admite el presidente afgano tras abandonar el país

El presidente Ashraf Ghani, que huyó de Afganistán este domingo, admitió que “los talibanes ganaron”, después de que los insurgentes tomaran Kabul.


No afectarán a los civiles aseguran los TALIBANES

"Si no renuncian a la cultura occidental, tenemos que matarlos"

Los combatientes talibanes con los que nos reunimos están a sólo media hora de una de las ciudades más grande de Afganistán, Mazar-e-Sharif.


El "ghanimat" o botín de guerra que nos exhiben incluye un vehículo de guerra, dos camionetas y una serie de potentes ametralladoras.


Ainuddin, un antiguo alumno de la madrasa (escuela religiosa) que ahora es comandante militar, se para en el centro de esta multitud fuertemente armada.


Los insurgentes han capturado nuevos territorios. Las tropas internacionales se han ido retirando. Y, en el medio, hay una población aterrorizada.


Decenas de miles de afganos han tenido que huir de sus hogares, y cientos de ellos han resultado muertos o heridos en las últimas semanas.


El auge Talibán y las mujeres


 El advenimiento de un nuevo régimen talibán en Afganistán hace temer un nuevo recorte de derechos y libertades que podría afectar a las mujeres, principales beneficiadas del fin en 2001 del denominado Emirato Islámico, bajo el que no podían ni estudiar ni trabajar.

Los talibán aplicaban entonces una estricta interpretación religiosa según la cual básicamente las mujeres no podían tener ningún tipo de vida pública, ocultas a ojos de cualquiera que no fuese su marido o guardián varón. Quienes incumpliesen sus normas se arriesgaban a castigos bárbaros, incluida la lapidación pública.

Durante estos últimos años, los talibán han tratado de lavar su imagen, hasta el punto de que uno de los representantes en las negociaciones de paz con el Gobierno, Suhail Shaheen, ha asegurado a la cadena británica BBC que ahora quieren que las mujeres sigan teniendo acceso a clases y empleos.

"Respetaremos los derechos de las mujeres", ha prometido este portavoz, que sin embargo ya ha anticipado algunas restricciones, como que por ejemplo las mujeres deberían vestir al menos hiyab, un tipo de velo que cubre al menos la cabeza y el pecho y deja el rostro al descubierto.

Thank you for watching

Los talibán también han tratado de desmentir las informaciones sobre supuestos abusos contra las mujeres en las zonas que han ido conquistando en estos últimos días, si bien desde la ONU, su Alta Comisionada de Derechos Humanos, Michelle Bachelet, advirtió la semana pasada de que las informaciones que llegaban del país asiático eran cuanto menos preocupantes.

"Hemos recibido informaciones de mujeres y niñas de varios distritos bajo control de los talibán a las que se prohíbe salir de casa sin un guardián masculino", avisó, en un mensaje de advertencia sobre las consecuencias que podría acarrear para los civiles la ofensiva talibán, especialmente para los colectivos más vulnerables.


La actitud pasiva de la comunidad internacional ante el talibán

China fue el primer país que dijo querer mantener "relaciones amistosas" con los talibanes, mientras Rusia afirmó que su decisión de reconocer el nuevo poder dependería de "sus acciones", y anunció que su embajador se reunirá el martes con los insurgentes.

Por el contrario, el ministro británico de Defensa, Ben Wallace, consideró que "no era el momento" de reconocer al régimen talibán y definió su retorno al poder como un "fracaso de la comunidad internacional".

Estados Unidos envió 6.000 soldados al aeropuerto para evacuar al personal de la embajada y a afganos que los apoyaron como intérpretes o en otras funciones.

Muchos otros diplomáticos y extranjeros fueron evacuados apresuradamente de Kabul el domingo y otros, como Francia, comenzarán la operación este lunes.

Alemania quiere desplegar soldados para facilitar las evacuaciones y este lunes envió un Airbus A400M de la Bundeswehr (fuerzas armadas unificadas de Alemania) para la evacuación de ciudadanos alemanes y personal local afgano.

Los ciudadanos afganos y extranjeros que desean huir de Afganistán "deben ser autorizados a hacerlo", afirmaron Estados Unidos y otros 65 países en un comunicado conjunto, en el que advirtieron que los talibanes que deben demostrar "responsabilidad".


Télam/EP/BBC/REUTERS/AFP

Redacción de SENSACIONES DIARIO